elEconomista.es
Argentina
Últimas noticias
21.394,31
+0,79%
15,47
0,00%
16,4123
+0,12%
911,25
0,00%

El Gobierno de Macri fracasa en su intento de calmar a los gremios docentes y sigue el paro

- 8:40 - 13/03/2017
0 comentarios
    tagsMás noticias sobre:
    La Gobernadora bonaerense, María Eugenia Vidal, busca destrabar el conflicto.

    Los conflictos educativos evidencian un problema social en Argentina por el que los docentes, un año más, han tomado la calle para reclamar mejoras salariales ante la imposibilidad de llegar a un acuerdo permanente con el Gobierno que estabilice la situación y devuelva a los niños a las aulas.

    Los gremios de docentes en Argentina llevan semanas negociando un acuerdo con el Gobierno sobre las negociaciones salariales nacionales -conocidas como paritarias-, algo que, lejos de avanzar, estanca desde hace años los inicios escolares de todas las provincias, en especial de la de Buenos Aires, que cuenta con un tercio de los maestros del país.

    Los profesores se lanzaron a las calles en una marcha nacional que abría una huelga de 48 horas, iniciada el pasado lunes en reclamo de mejoras salariales, coincidiendo con el curso escolar, y que en el caso de la provincia bonaerense se alargó hasta el viernes.

    Con este paro retrasaron el inicio de las clases de cerca de cuatro millones de niños de jardines de infantes, primaria y niveles secundarios, aunque en este último caso no todas las provincias arrancaban el ciclo lectivo ese lunes.

    Aproximadamente tres millones proviene de los sectores más bajos de la sociedad y, según explicó en diálogo con Efe el experto en educación y presidente de la asociación civil 'Educar 2050', Manuel Alfredo Álvarez Trongé, son el primer peldaño de la escalera de consecuencias de un paro docente que tiene "todos los papeles de prolongarse".

    Vocación docente

    Los docentes tienen todo el derecho y el deber de reclamar un salario digno, subrayó Álvarez Trongé, pero admitió que "su responsabilidad civil y su misión social" deben ser el sustento que acelere su acuerdo "en profundidad" con el Gobierno, para que no ocurran hechos como los del año pasado, cuando algunas regiones estuvieron hasta 80 días sin clase.

    Antes de comenzar el paro, provincias como Jujuy alcanzaron acuerdos provinciales, mientras que los gremios educativos de diversas regiones se mantuvieron en huelga en solidaridad con las que las negociaciones estaban siendo más conflictivas.

    Los docentes piden un aumento salarial del 35 % anual y reclaman que los sueldos están atrasados y no confían en que la inflación se mantenga en 17 %, como pronosticó el Gobierno en los presupuestos generales del año.

    El Gobierno nacional y las administraciones provinciales, sin embargo, las ofertas rondaron un 18 % en muchos casos.

    El objetivo del oficialismo, por una parte, es evitar el impacto negativo de las subidas salariales en la inflación y, por la otra, tratar de controlar el gasto público, ya que el elevado déficit fiscal es uno de los principales caballos de batalla del Ejecutivo para este año y que muchas provincias se encuentran en una situación de severa debilidad económica.

    Un 85 % de las clases del país fueron suspendidas, a lo que Gerardo Alzamora, vocero de la Sindicato Argentino de Docentes Particulares (Sadop), añadió a Efe que en el sector privado, fue de un 70 %.

    Alzamora explicó que el sector privado de los docentes se ve afectado principalmente por lo que ellos conocen como "despidos hormiga", fruto de la crisis económica que obliga a los padres a no matricular a sus hijos en centros eclesiásticos y privados por no poder asumir el pago de las cuotas.

    Menos cursos

    De esta forma, los docentes son los que "sufren" la reducción de los cursos por carecer de la necesidad de profesorado.

    A esto se suma, como enunció el sindicalista, que los maestros que permanecen en sus puestos de trabajo tienen unos sueldos tan bajos que "no les alcanza" para llegar a final de mes.

    Por su parte, la administración de Macri insistió en que nunca un Gobierno argentino invirtió tanto en el salario docente, ya que, antes se destinaban ocho mil millones de pesos(517,28 millones de dólares) en las provincias, ahora afirman que serán "más de 22 mil millones" (1.422 millones de dólares).

    Además, transmitieron que trabajan para que todos los alumnos cuenten con las mismas oportunidades de una educación de calidad "nazcan donde nazcan" y agregaron que tienen la convicción que el paro docente "no es el camino para mejorar y fortalecer la escuela pública".

    Ante la falta de acuerdo, los profesores de Argentina volvieron a convocar el viernes a una huelga nacional, similar a la de principios de semana, que afectará a todos los niveles educativos el 15 y el 16 de marzo, y después, el 21 y el 22 de mismo mes.

    Días antes del primer paro, un sector educativo inició la campaña "docentes voluntarios", con la que trataron de frenar la marcha de los profesores con la creación de un red de voluntarios que posibilitaran el inicio del curso lectivo y que se viralizó en la red social Twitter.

    Sin embargo, el propio Gobierno reconoció que un voluntario no sustituye a un docente agradeció la preocupación de la sociedad, pero insistió en que son los profesores los que deben impartir las clases.

    Contenido patrocinado
    Otras noticias

    Comentarios 0

    Flash de noticias Argentina

    Síguenos en twitter
    Síguenos en Facebook

    Más leidas

    eAm
    Colombia
    Mexico
    Chile
    Argentina
    Peru
    Honduras.- Los hondureños eligen este domingo a los principales candidatos presidenciales en primarias
    Miles de personas siguen desaparecidas tras el recital del Indio <b>Solari en Olavarría</b>