Economía

Argentina promueve un ducto a Brasil para trasladar el gas de Vaca Muerta

Argentina promueve un gasoducto de Vaca Muerta a Brasil. Foto: Reuters

Argentina está dando un nuevo impulso a la construcción de un gasoducto multimillonario desde sus reservas de gas de esquisto de Vaca Muerta hasta Brasil. Está buscando financiación para el proyecto, dijo una fuente de su embajada.

El nuevo enviado de Argentina a Brasilia, Daniel Scioli, ha propuesto avanzar en el proyecto en reuniones con el presidente brasileño Jair Bolsonaro y su ministro de Minas y Energía, Bento Albuquerque.

"Estamos en la etapa exploratoria ahora. Existe la voluntad de ambos gobiernos de avanzar con el proyecto", dijo el diplomático por teléfono. "Ya ha hubo algunos contactos con inversores", añadió la fuente, que pidió anonimato. Habrá una videoconferencia entre Albuquerque y su par argentino Darío Martínez sobre el gasoducto antes de fin de mes, dijo.

Argentina propone un gasoducto de 1.430 kilómetros desde las reservas de gas de esquisto de la provincia de Neuquén hasta la frontera con Brasil en Uruguaiana y otros 600 kilómetros desde allí hasta la ciudad de Porto Alegre, conectando con la red de distribución de gas del sur de Brasil.

En una entrevista con el periódico financiero Valor Económico de Brasil, Scioli dijo que el proyecto de gas tiene sentido para ambos países.

Brasil necesita el gas y sus industrias acogerían con agrado un gas de esquisto más barato, mientras que asegurar un gran mercado atraería a los inversores a Argentina para expandir Vaca Muerta. Llevaría tres años construirlo una vez que se haya decidido, dijo Scioli. "Este es nuestro gran proyecto binacional. Brasil necesita el gas y nosotros necesitamos los mercados y las inversiones", dijo Scioli a Valor.

Pero financiar el proyecto podría ser difícil. Valor dijo que los costos estimados son de 3.700 millones de dólares para Argentina y otros 1.200 millones para Brasil.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.