Economía

Alberto Fernández reitera críticas a los "pícaros" que especulan con el dólar

El presidente argentino, Alberto Fernández, manifestó "vergüenza" por un Estado que "dé vía libre a los pícaros para especular", en referencia a quienes criticaron las nuevas restricciones cambiarias instauradas por el Banco Central para proteger las reservas de dólares.

En un acto de entrega de viviendas sociales para cinco provincias, el mandatario denunció la existencia de 11.000 obras que "se empezaron y quedaron abandonadas durante cuatro años", un tiempo en que el anterior Ejecutivo de Mauricio Macri (2015-2019) no concluyó las construcciones "por razones que uno no logra entender".

"En esos cuatro años, ¿qué pasó? Tomamos deuda una y otra vez, los pícaros compraron dólares una y otra vez, se los llevaron fuera del país una y otra vez, y otra vez tenemos que llegar nosotros a poner orden a todo eso", aseveró Fernández durante la ceremonia, celebrada en la localidad bonaerense de San Antonio de Areco, desde donde se conectó de forma virtual con otros distritos.

En este sentido, el presidente enfatizó que no siente vergüenza de que el Estado asista a "los que producen y los que trabajan", sino de que ampare a quienes especulan con la divisa estadounidense.

"A mí lo que me avergüenza es que el Estado dé vía libre a los pícaros para especular, para romper el trabajo, para destruir el crecimiento y para especular y ganar ellos solos, eso sí me da vergüenza", señaló, e insistió en que la receta de su Gobierno para volver a la senda de la recuperación es "más producción y más trabajos".

La semana pasada, el directorio del Banco Central argentino determinó que el monto de las compras en dólares realizadas con tarjetas de crédito y débito se deducirá del cupo de 200 dólares mensuales que los ciudadanos tienen para comprar divisas extranjera en bancos y casas de cambio. Si los gastos con tarjeta exceden ese límite mensual, se reducirá el cupo en los meses siguientes.

Asimismo, la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) establecerá un mecanismo de percepción de una tasa del 35 % para las operaciones de formación de activos externos de personas y las compras con tarjetas de débito y crédito en moneda extranjera.

Esa tasa podrá ser deducida luego del pago de los impuestos a las ganancias (renta) y sobre los bienes personales (patrimonio).

Por otro lado, y pese a las críticas al anterior Gobierno, Fernández reiteró su interés por "unir" a todos los argentinos, en un momento particularmente delicado por el avance de la pandemia en el interior del país, algo que también achacó a la inexistencia de buenas infraestructuras.

"Eso es lo que pasa cuando el Estado se ausenta, pero nosotros, frente a estas crisis, hacemos lo que solo sabemos hacer: nos arremangamos, nos ponemos de pie y vamos con mucha fuerza a pelear contra lo que nos toca. Lo que nos toca ahora es poner de pie a la Argentina, reconstruirla de una vez y para siempre", sentenció el mandatario.

comentariosforum0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.