Economía

Extienden el congelamiento de las tarifas de luz y gas

Se congelaran las tarifas de luz y gas por 90 días más. Foto: Reuters.

El Gobierno dispuso prorrogar por 90 días más el congelamiento de las tarifas de luz y gas. Esto implica que los precios se mantendrán sin aumentos hasta marzo del 2021. Mientras tanto, los entes reguladores renegocian los montos para cuando termine el plazo.

La extensión se dio a conocer este jueves a través del Decreto 1020/2020 publicado en el Boletín Oficial donde aclara que, tras el resultado de una auditoria, "las tarifas que registraron aumentos sustanciales para los servicios públicos no han sido justas, ni razonables, ni transparentes". La Ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva aprobada a fines de 2019 declaró la emergencia pública tarifaria y energética y le delegó al Poder Ejecutivo facultades para "reglar la reestructuración tarifaria del sistema energético con criterios de equidad distributiva y sustentabilidad productiva y reordenar el funcionamiento de los entes reguladores del sistema para asegurar una gestión eficiente de los mismos".

El artículo 11 del decreto publicado establece: "Prorrógase el plazo de mantenimiento de las tarifas de energía eléctrica y gas natural establecido en el artículo 5° de la Ley N° 27.541 de Solidaridad Social y Reactivación Productiva en el Marco de la Emergencia Pública, prorrogado por el Decreto N° 543/20 desde su vencimiento y por un plazo adicional de NOVENTA (90) días corridos o hasta tanto entren en vigencia los nuevos cuadros tarifarios transitorios resultantes del Régimen Tarifario de Transición para los servicios públicos de transporte y distribución de gas natural y energía eléctrica que estén bajo jurisdicción federal, lo que ocurra primero, con los alcances que en cada caso corresponda".

A fines de noviembre el secretario de Energía, Darío Martínez, dijo que entre marzo y abril próximos el Gobierno aplicará un aumento tarifario "de transición", con un esquema diferenciado según ingresos de cada usuario. "Tenemos que ir a una tarifa de transición y pagar la energía no tiene que significar que el usuario tenga que dejar de consumir, dejar de comprarse vestimenta, o adquirir otros bienes y servicios para poder destinar más al pago de la energía", había señalado en esa ocasión.

El nuevo decreto publicado se pronuncia en ese sentido y también encomendó a los entes nacionales reguladores del Gas (Enargas) y de la Electricidad (ENRE), "la realización del proceso de renegociación de las respectivas revisiones tarifarias, pudiendo ampliarse el alcance de la renegociación conforme a las particularidades de cada sector regulado". Además señaló que "dentro del proceso de renegociación podrán preverse adecuaciones transitorias de tarifas o su segmentación, según corresponda, propendiendo a la continuidad y normal prestación de los servicios públicos involucrados".

En definitiva, los usuarios no tendrán que preocuparse por un aumento en los servicios públicos hasta marzo de 2021. A partir de esa fecha se prevé un aumento escalonado.

comentarios0WhatsAppWhatsAppFacebookFacebookTwitterTwitterLinkedinlinkedin