Mercados

La plaza financiera, atada a fuerte volatilidad por la política

Operaciones de la Bolsa de Comercio. Foto: Reuters.

Los mercados financieros argentinos se movieron con notorios altibajos el lunes afectados por la incertidumbre de los inversores luego de que la expresidenta Cristina Fernández anunciara el fin de semana que será candidata a vicepresidenta de Alberto Fernández, quien fuera su jefe de Gabinete.

Las elecciones presidenciales de octubre cobran una relevante importancia en momentos de una economía recesiva y muy alta inflación, con un creciente descrédito en el plano político con habituales protestas callejeras en contra del Gobierno de centroderecha de Mauricio Macri.

El riesgo país argentino elaborado por el banco JP Morgan cayó 30 unidades, a 913 puntos básicos, luego de llegar a trepar a primera hora hasta los 959 puntos. Los bonos soberanos extrabursátiles quedaron con alza de 0,2% promedio, cuando llegaron a caer igual porcentaje de manera intradiaria.

"El efecto (político) en los bonos es difícil de leer, pero creemos que la reacción será entre neutral y positiva. Una Cristina (Fernández) más moderada y una limitada capacidad de incrementar su intención de voto, es la razón detrás de nuestro sesgo positivo", dijo Ezequiel Zambaglione, jefe de investigación de la correduría Balanz.

También el índice accionario S&P Merval de Buenos Aires cambió de recorrido, para quedar con un alza del 0,70%, al cierre de 33.549,84 unidades. Se dio después de una caída tope del 1,46% en la primera parte de los negocios y en medio de un natural reacomodamiento por los factores políticos en curso.

La consultora Delphos Investment sostuvo que "creemos que el mercado deberá reprocesar este cambio de contexto (político), que lo vemos como desfavorable para los activos financieros locales. Mantenemos nuestra visión de extrema cautela sobre los mismos, sugiriendo esperar a que el escenario político sea más claro para poder valorar correctamente los activos".

El peso argentino interbancario se depreció un 0,40%, a 45,19/45,22 por dólar, luego de marcar en la apertura una caída de hasta 45,50 unidades, y la moneda en la franja informal cedió un 0,54%, a 46,15/46,35 por cada dólar, dijeron operadores.

La "inestabilidad de las monedas regionales, en especial el real brasileño, generaron cierto contagio en el plano local, con una suba inicial (del dólar) que se fue diluyendo durante el transcurso de la fecha", acotó Gustavo Quintana, operador de PR Corredores de Cambio.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.