Mercados

El mercado financiero evidencia la prudencia por el factor político

Operaciones de la Bolsa de Comercio. Foto: Reuters.

La plaza financiera argentina tuvo dispares rendimientos el miércoles por recomposiciones intradiarias de carteras en momentos de definiciones políticas de cara a las próximas elecciones presidenciales que se celebrarán en octubre.

El riesgo país volvió a subir frente a la caída de los bonos soberanos, mientras que reapareció una demanda acotada de dólares pese a cierta tranquilidad en los mercados globales, con tasas domésticas nuevamente en alza. Mientras tanto, las acciones avanzaron ligeramente con recorte de liquidez.

De acuerdo al indicador elaborado por el banco JP Morgan, el riesgo de Argentina subía 28 unidades, a 913 puntos básicos, mientras que los swaps de incumplimiento de crédito (CDS) de la deuda nacional cotizaban a 1.135,57 puntos. Los bonos extrabursátiles cayeron un 0,8% en promedio.

"Mantenemos nuestra visión de extrema cautela, sugiriendo esperar a que el escenario político sea más claro para poder valorar correctamente los activos locales", dijo la consultora Delphos Investment.

El índice bursátil S&P Merval de Buenos Aires creció un leve 0,15%, a 34.532,34 unidades como cierre provisorio, en un escenario dominado por la volatilidad y el movimiento alcista de los papeles financieros y bancarios, para acumular una mejora del 3,32% en tres sesiones de negocios.

"Creemos que la calma en los mercados globales es una condición necesaria para el éxito de la historia argentina, especialmente en los próximos meses cuando (el oficialismo gobernante) Cambiemos necesita mantener el tipo de cambio bajo control", dijo la correduría Balanz Capital.

El peso argentino mayorista cambió de tendencia intradiaria y quedó con un ligero negativo del 0,11%, a 44,86/44,88 por dólar, mientras que la moneda doméstica en la franja informal subió un 0,33%, a 45,90/46,10 por unidades.

Al margen de las dudas políticas por la carrera presidencial, Argentina está golpeadas por una inflación anualizada de casi un 55 por ciento y una prolongada recesión, con una actividad económica que cayó el 6,8% interanual en marzo (EMAE), según el reporte oficial de este miércoles.

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.