Mercados

País por país, qué pasará con las monedas de América Latina esta semana

Trump, la Fed y China son los que dirigen la orquesta en lo relativo a las monedas de la región.

Las monedas de la región mantendrían su racha alcista tras las señales de la Reserva Federal de que podría bajas las tasas de interés este año, pero los mercados estarán atentos a la cumbre de los presidentes de Estados Unidos y China al finalizar la semana en Japón para ver si pueden bajar la tensión comercial.

La Fed apuntó el miércoles, tras mantener sin cambios las tasas de interés, a que podría recortar el costo del crédito durante el año en hasta medio punto porcentual para responder a una creciente incertidumbre económica y una reducción de las expectativas de inflación.

La decisión del banco central estadounidense le quitó fuerza al dólar a nivel global y se unió al tono moderado del Banco Central Europeo y del Banco de Japón, en momentos en que se desaceleran el crecimiento mundial y las presiones inflacionarias.

El riesgo geopolítico generado por el aumento en las tensiones entre Washington e Irán, después que de Teherán derribó un dron estadounidense que dijo estaba dentro de su espacio aéreo, podría ser el punto que contenga a los mercados de monedas más riesgosos, como lo son los de América Latina.

El presidente Donald Trump afirmó el viernes que abortó un ataque militar contra Irán para salvar vidas, al evaluar una respuesta al derribo del dron de vigilancia por la fuerzas de la Guardia Revolucionaria.

Sobre el peso mexicano "va a seguir teniendo incidencia lo de la Fed, el hecho de que haya abierto la posibilidad a un recorte de tasas y más porque va a haber comentarios de varios funcionarios, incluyendo al presidente del banco central, Jerome Powell", afirmó James Salazar, subdirector de Análisis Económico de CI Banco.

El viernes, la moneda de la segunda mayor economía de América Latina retrocedió ante la escalada de las tensiones en Oriente Medio, después de haber alcanzado el jueves su mayor nivel desde principios de mayo.

Salazar estimó un rango de cotización para la moneda de México de entre 18,85/19,30 unidades por dólar, con el mercado atento también a la reunión de política monetaria del Banco de México, especialmente después del tono utilizado por la Fed, aunque no se espera un cambio de la tasa de interés local.

El peso chileno, en tanto, podría moverse con cautela después de avanzar con fuerza contra el dólar luego de la reunión de dos días de la Fed.

"Los posibles recortes de tasas en Estados Unidos le quitaron una buena parte de la presión al peso, pero aún persiste el problema comercial con China y se abrió un nuevo flanco de conflicto con Irán, lo cual tendrá en vilo a los mercados y podría volver a repercutir en las monedas emergentes", dijo un operador.

"Ante ese escenario, el mercado debería tener un comportamiento cauteloso y el tipo de cambio mantenerse desde los 680 pesos (por dólar) hacia arriba por un tiempo más o por lo menos durante la próxima semana", agregó, después que la moneda chilena cayó el viernes un 0,04% a 683,70 unidades por dólar comprador y 684,00 unidades vendedor.

Durante el 2019, el peso acumula un avance del 1,46% frente a la divisa estadounidense, que se compara con una depreciación del 11,4% que registró al cierre del año pasado.

Mientras, el peso argentino oscilaría en la franja de entre 42,70 y 43,20 por dólar a raíz del control en la liquidez que realiza el banco central (BCRA), a través de las licitaciones diarias de títulos públicos a muy corto plazo con altas tasas de interés.

La moneda mayorista argentina viene de anotar una apreciación de 2,8% en la semana previa luego de un resultado fiscal primario mejor a lo previsto y a la prudencia evidenciada por los inversores antes del cierre de listas para las elecciones primarias de agosto y las presidenciales de octubre.

Relacionados

WhatsAppWhatsApp
FacebookFacebook
TwitterTwitter
Linkedinlinkedin
emailemail
imprimirprint
comentariosforum0
forum Comentarios 0
Deja tu comentario
elEconomista no se hace responsable de las opiniones expresadas en los comentarios y los mismos no constituyen la opinión de elEconomista. No obstante, elEconomista no tiene obligación de controlar la utilización de éstos por los usuarios y no garantiza que se haga un uso diligente o prudente de los mismos. Tampoco tiene la obligación de verificar y no verifica la identidad de los usuarios, ni la veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de los datos que los usuarios proporcionan y excluye cualquier responsabilidad por los daños y perjuicios de toda naturaleza que pudieran deberse a la utilización de los mismos o que puedan deberse a la ilicitud, carácter lesivo, falta de veracidad, vigencia, exhaustividad y/o autenticidad de la información proporcionada.