elEconomista.es
Argentina
Últimas noticias
28.359,72
-0,73%
39,50
+1,28%
36,5830
0,00%
859,50
+0,23%

Del paper a la noticia: los retos de comunicar ciencia al gran público

elEconomistaAmérica.com | Argentina - 11:06 - 8/08/2018
0 comentarios
    Susana Gallardo, directora del posgrado Comunicación Pública de la Ciencia y la Tecnología de la UBA.

    La directora del posgrado Comunicación Pública de la Ciencia y la Tecnología de la UBA, Susana Gallardo, anticipa su conferencia en la jornada del Encuentro Permanente de Asociaciones Científicas. Su tema: las problemáticas que despierta el uso del lenguaje en la divulgación de la ciencia.

    Ya desde sus primeros años, allá por 1945, la revista Ciencia e Investigación –editada por la Asociación Argentina para el Progreso de las Ciencias con científicos pioneros del país– señalaba: de poco sirve una investigación si el conocimiento solo queda en la mente de sus descubridores. Resaltaba la importancia de comunicar la ciencia a grandes auditorios, más allá del vínculo entre los especialistas.

    Sin embargo, aún cuando periodistas especializados e investigadores coinciden en que la comunicación es la clave para promover el interés por la tarea científica, surgen dificultades vinculadas con el uso del lenguaje. Con esta mirada, el Encuentro Permanente de Asociaciones Científicas (EPAC) dedicará un espacio de reflexión para este tema junto a sus protagonistas: investigadores, divulgadores y periodistas especializados. Se trata de la quinta edición de su Jornada de Puertas Abiertas: "Diálogo entre científicos y comunicadores". Con entrada libre y gratuita, se llevará a cabo el jueves 16 de agosto de 14 a 20 horas, en la biblioteca de la Academia Nacional de Medicina (J. A. Pacheco de Melo 3081, ciudad de Buenos Aires).

    Los investigadores suelen percibir que la comunicación de la ciencia es la "traducción" del artículo académico, pero algunos periodistas especializados consideran que la tarea es mucho más ardua. Entre ellos se encuentra Susana Gallardo, doctora en Letras, directora del posgrado Comunicación Pública de la Ciencia y la Tecnología de la UBA, docente y editora de la revista de divulgación científica Exactamente, realizada por la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales.

    En la siguiente entrevista, la especialista pondera los aportes de la comunicación de la ciencia como objeto de estudio y analiza los recursos que tiene un periodista especializado para transformar un paper en una noticia sin faltar al rigor científico. Hace hincapié en el trabajo de los tecnicismos, tema que presentará en la jornada.

    Una de los principales obstáculos que separa el discurso científico del interés general es el lenguaje técnico. ¿Cómo hace el periodista para explicar los tecnicismos?

    Los científicos creen que lo fundamental de la comunicación de la ciencia se acota a la explicación de los términos técnicos y, en esa línea, suelen definirla como una "traducción". Nosotros rechazamos esa idea, porque la tarea del comunicador de ciencia es mucho más amplia y compleja. Además, si hay una reformulación del discurso científico, no se realiza sólo en el léxico, sino en todos los niveles según la situación comunicativa y el género del texto que se produzca. Ahora bien, el léxico técnico es una parte importante que le exige al periodista tomar la decisión de qué términos tienen la relevancia para incluir y cuáles no.

    ¿Hay tecnicismos que pasan desapercibidos?

    En el vínculo con los científicos y leyendo los trabajos de los alumnos, caí en la cuenta de que no todos los términos técnicos tienen el mismo estatus. Hay algunos con una marcada impronta técnica que hasta el propio investigador se detiene a explicarlos, pero hay otros, sobre todo en las Ciencias Sociales o también en otras disciplinas, que no son reconocidos como tales. En especial, aquellos que no están construidos por formantes grecolatinos, sino por palabras del lenguaje general: "ordenamiento territorial", "presión de selección", por ejemplo. Pero, pese a que estén integrados por palabras del lenguaje general, son términos que requieren una referencia explicativa, debido a que su significado científico puede ser ligeramente diferente al interpretado por el público y eso conduce a un error.

    A lo largo de más de 25 años de trabajo, ¿has notado un mayor interés de los investigadores en la comunicación científica?

    Sin duda, sí. Han visto que la comunicación pública del trabajo científico les genera algún tipo de retribución. No económica, pero sí a nivel del reconocimiento que reciben. Estudios académicos mostraron que los especialistas, cuyas investigaciones dieron lugar a noticias periodísticas con repercusiones en medios, registran un mayor porcentaje de citado –fundamental para la carrera académica–. Es decir que los mismos investigadores suelen enterarse del trabajo de sus colegas a través de la comunicación pública de la ciencia y también diferentes actores que, al conocer un estudio, deciden contactarse con el especialista para aportar una fuente de financiamiento o apoyo de alguna índole. Incluso, dentro del sistema científico, se asigna un puntaje a los investigadores por la labor de comunicación pública de la ciencia. Es un indicador de que se comenzó a valorar esta actividad.

    ¿Qué es la Comunicación Pública de la Ciencia y cómo se consolidó en objeto de estudio?

    Desde una mirada lingüística, la definimos como un procedimiento de reformulación del discurso científico. Sin duda, desde el comienzo, constituyó un objeto de investigación para las distintas disciplinas que integran las Ciencias Sociales, principalmente. En este sentido, hubo mucho trabajo y crecimiento que permitió el surgimiento de revistas especializadas y congresos internacionales. Los 80 fueron años clave para consolidar la institucionalización de este campo de conocimiento, que encontró impulso en políticas de divulgación científica por parte de los Estados.

    Para periodistas e investigadores, ¿cuál es la importancia de incluir capacitaciones en comunicación científica en las carreras universitarias?

    Sería muy interesante que se fomente la comunicación científica en las carreras de grado de Comunicación Social, porque aparece como un área que se conoce poco. Es la impresión que tengo a partir de mi experiencia docente en cursos y posgrados en comunicación de la ciencia, donde la mayoría de los estudiantes proviene de alguna trayectoria científica. De igual modo, en las carreras de ciencia también es necesaria la implementación de estrategias que favorezcan la formación en divulgación.

    ¿Cuáles son herramientas del periodismo científico para captar el interés del público?

    Debe apelar al conocimiento general y ponerse en el lugar del público para imaginar aquello que le puede resultar de mayor interés, ya sea una aplicación concreta y, si no la hay, algún elemento que genere proximidad y despierte la curiosidad. En el trabajo fino que requiere la reformulación del discurso científico, la metáfora es el recurso más productivo que, muchas veces, es posible de encontrar en la charla con el investigador o, al menos, alguna sugerencia que despierta una analogía en la mente del periodista. Además, es sumamente enriquecedora la búsqueda de información que permita poner el tema en perspectiva histórica.

    La cuestión del lenguaje

    El segundo panel de la jornada, dedicado a esta tema, es coordinado por el lingüista Pablo von Stecher, quien también tiene a cargo una presentación que se suma a las intervenciones de Susana Gallardo, Mariana di Stefano y Sylvia Nogueira. Con una duración aproximada de 20 minutos, cada exposición reflexionará sobre diferentes problemáticas vinculadas al uso del lenguaje que aparecen en los ámbitos de comunicación del conocimiento científico.

    "Hoy en día es claro que ningún miembro de la comunidad científica piensa que su tarea pueda prosperar sin una difusión efectiva, la comunicación es parte constitutiva de esta labor", aseguró von Stecher, al tiempo que remarcó "el interés por pensar la cuestión de y desde el lenguaje". En esa línea, sostuvo: "No puede haber una comunicación plena sin una reflexión sobre las posibilidades y alcances que tiene el lenguaje".

    Von Stecher celebró la realización del encuentro con el objetivo de mejorar la interacción entre comunicadores y científicos. "El desafío es el de estrechar vínculos y pensar cómo seguir mejorando la práctica de la divulgación con el fin de que pueda, primero, interpelar y luego, instruir, cada vez a más lectores, oyentes y televidentes no especializados para que el conocimiento tenga un campo de recepción mucho más vasto", explicó.

    Además del abordaje de los tecnicismos realizado por Susana Gallardo, la investigadora Mariana Di Stefano presentará los requerimientos discursivos que la producción de nuevos conocimientos plantea a ciertos géneros especializados y su posterior incidencia en la escritura para divulgación. En tanto, Sylvia Nogueira podrá el foco en la brevedad, recomendada en la escritura científica y asociada a la precisión y a la claridad, a partir de su estudio basado en los posteos del blog Scielo en perspectiva.

    Por su parte, von Stecher analizará las dificultades y desafíos que tuvieron los editores de la revista Ciencia e Investigación para formular los contenidos en un lenguaje accesible a un público amplio en sus comienzos (1945-1955). Se trata de uno de los primeros espacios mediáticos del país especializados en comunicación científica.

    Para agendar

    Jornada de Puertas Abiertas "Comunicación y ciencia".

    Jueves 16 de agosto de 2018, de 14 a 20 horas.

    Biblioteca de la Academia Nacional de Medicina.

    J. A. Pacheco de Melo 3081, ciudad de Buenos Aires.

    Otras noticias
    Contenido patrocinado

    Comentarios 0

    Flash de noticias Argentina

    Síguenos en twitter
    Síguenos en Facebook

    Más leidas

    eAm
    Colombia
    Mexico
    Chile
    Argentina
    Peru
    <b>Jesús Vázquez</b>, la promesa argentina del hip-hop que quiere ganarle terreno al rock
    La escritora argentina Mabel Katz busca contagiar de paz a Guatemala